sábado, 28 de febrero de 2009

Roban en Osuna la Sacerdotisa Ibérica de Francisco Valdivia. Día de Andalucía


El motivo que lleva al artista a crear su obra no siempre es comprensible para muchos, pero más difícil es comprender a las personas sin escrúpulos que no le importan como conseguirlas.


De todos es conocida la raigambre del arte dentro de las tierras andaluzas, dentro de su cultura; hombres y mujeres sacado punta a pensamientos, letras, pinceles, piedras, maderas, flores, tejidos, cabellos, tierra… Ilusiones, manos fraguando la Andalucía que hoy conocemos proyectándose hacia el devenir de los tiempos fundida con el mundo.










De alguna u otra forma todos somos artista. Y artista es también, como ya sabéis, Francisco Valdivia, escultor que sigue esculpiendo afanosamente en Osuna las piedras de El Coto de Las Canteras, llenando el recinto de magia y encanto.


Pero hoy, cuando todos los hombres y mujeres andaluces se felicitan celebrando éste día, tanto él como Jesús Ramos, dueño del recinto, están indignados. Ayer, ladrones sin escrúpulos, después de destrozar la verja de entrada, robaron la Sacerdotisa Ibérica.

Las fotos que aparecen arriba pertenecen a la obra robada, si alguien puede dar noticias de ella, la ve en algún lugar colocada, o intentan vendérsela, pueden ponerse en contacto conmigo. Aseguro discreción.

Cuando Francisco Valdivia hizo esta escultura, la fijó tan a conciencia, que la han cortado por la base para poder robarla ¿o también con la intención de eliminar el nombre del artista?

Hoy los pueblos andaluces se levantan festejando su día y en Osuna se lamentan de que hayan robado la obra de uno de sus artistas.




© Copyright.2005-2008 Inma Valdivia. Todos los derechos reservados.
blog-feed.g?blogID=20080040

3 comentarios:

Luz de Gas dijo...

Que partia de sinvergüenzas

narbona dijo...

Vaya por Dios....¡¡¡ (Como diría mi abuela) Las esculturas de tu hermano (algo que algún día quiero ver in situ), y que conozco a través de tus fotos, me han ido gustando, especialmente los bajorrelieves. Pero esta figura de la sacerdotisa ibérica tiene un algo especial. Seduce por su plástica.
Uno podría entender (que no justificar) el arrebato de un admirador de arte que pierde el norte en un momento dado por un objeto concreto... pero me temo que tras esto, como detrás de tantas otras cosas, están los que hacen negocio de cualquier cosa.
Espero que aparezca. Abrazos.

narbona dijo...

¿Qué pasó con este asunto Inma....? ¿Apareció?

Un saludo.