martes, 22 de abril de 2008

A un olmo seco. Antonio Machado (aprendiendo de los grandes)

pintura el pianista. Lopez Vicente

Al olmo viejo, hendido por el rayo
y en su mitad podrido,
con las lluvias de abril y el sol de mayo,
algunas hojas verdes le han salido.
¡El olmo centenario en la colina
que lame el Duero! Un musgo amarillento
le mancha la corteza blanquecina
al tronco carcomido y polvoriento.
No será, cual los álamos cantores
que guardan el camino y la ribera,
habitado de pardos ruiseñores.
Ejército de hormigas en hilera
va trepando por él, y en sus entrañas
hunden sus telas grises las arañas.
Ates que te derribe, olmo del Duero,
con su hacha el leñador, y el carpintero
te convierta en melena de campana,
lanza de carro o yugo de carreta;
antes que, rojo en el hogar, mañana
ardas, de alguna mísera caseta
al borde de un camino;
antes que te descuaje un torbellino
y tronche el soplo de las sierras blancas;
antes que el río hacia la mar te empuje,
por valles y barrancas,
olmo, quiero anotar en mi cartera
la gracia de tu rama verdecida.
Mi corazón espera
también hacia la luz y hacia la vida,
otro milagro de la primavera.

© Copyright.2005-2008 Inma Valdivia. Todos los derechos reservados.
blog-feed.g?blogID=20080040

4 comentarios:

América dijo...

Hola amiga,sabes que soy una gran admiradora de tu estilo,y a quien pueda recomendar este blog se lo digo,...Con que escribiendo un libro que emocion,osea que tomo te con una escritora,-bueno eso ya lo sabia-exitos....Tu lo mereces....Espero que laclau te siga visitando es una Mexicana muy agradable....Un abrazo mi escritora y sigue adelante tu puedes...........

INMA VALDIVIA dijo...

Mi querida América, pués sigue recomendando, los trabajos o textos nunca están terminados hasta que no han sido leidos.
Lo de escritora, ejm, estamos en ello. El camino se hace andando, y andando seguiremos tomando teé espero que por mucho tiempo.
Besos de Inma

mos dijo...

Un bello poema este de Machado. En él cuenta la esperanza que puede haber después de la desolación, de la esperanza que puede haber cuando todo parece extinguido. Y lo plasma con esas hojas verdes que aún mantienen al olmo seco con vida. le da un homenaje antes que todo termine y sea pasto de cualquier utilidad.
Se dice que escribió este poema para su mujer, enferma y desahuciada, como homenaje a toda una vida silenciosa y abnegada en sus últimos días de vida.
Un saludo de Mos desde la ESFERA.

INMA VALDIVIA dijo...

Cierto Mos,un homenaje a su mujer y a sí mismo esperando otro milagro más de la primavera.
Estos días me llega con viveza la pérdida de un ser muy querido y quise infundarme fuerzas con éste poema.
Todos los hierros tienen herrumbres y todas las noches su punto de luz... y con esa claridad prefiero quedarme.
Saludos literarios para tí y La Esfera de Letras